Desafío Levantemos Chile construye un complejo educacional para mil alumnos en Santa Olga y entrega 240 casas a la fecha

Además, la Fundación construyó la primera villa sustentable de Chile a sólo minutos de Santa Olga, capacitó a 113 emprendedores de la zona, y trabaja en un plan de reforestación que tiene como meta plantar 200 mil especies nativas.

Esto gracias a la coordinación con autoridades de Gobierno y la asociación público privado que caracteriza a la Fundación, donde el aporte de empresas ha permitido levantar los proyectos, dando soluciones definitivas a problemáticas públicas.

Santiago Enero.- Hace exactamente un año atrás, Chile vivía un escenario completamente desgarrador. La noche del miércoles 24 de enero, comenzó el peor incendio forestal de la historia del país, dejando cuatro regiones y 500 mil hectáreas del centro-sur convertidas en cenizas, y llevándose así, las casas, herramientas de trabajos, colegios y sueños de miles de personas. Cinco mil habitantes resultaron damnificados y 200 mil casas desaparecieron, ademas de escuelas destruidas, maquinaria, árboles y plantaciones calcinadas.

Hoy, la cara de la zona es totalmente nueva. Gracias al modelo público privado que permite el financiamiento de proyectos a través de empresas donantes y la coordinación con las autoridades de Gobierno, la Fundación ha entregado 240 casas a la fecha completamente amobladas y sustentables, además de comenzar con la construcción del nuevo liceo de Santa Olga, un complejo educacional de alto estándar que incluye un jardín infantil y que recibirá a más de mil alumnos.

El trabajo de Desafío, sin embargo, no queda sólo en la construcción, ya que el objetivo principal de la fundación es levantar a las comunidades integralmente. Es por esto que el trabajo incluyó un plan de reforestación de más de 200 mil especies nativas en cinco temporadas, la capacitación a 113 emprendedores de la zona para que pudiesen recuperar sus negocios, la entrega de 20 kioskos para almaceneros que perdieron su lugar de trabajo y la construcción de dos canchas de fútbol y una plaza de juegos, para así devolverle a los habitantes sus tiempos de recreación.

Además, y a modo Inédito, se construyó la primera villa sustentable del país en el Progreso de Papalillo, a solo minutos de Santa Olga, donde cada casa entregada, además de estar 100% amoblada, incluye paneles solares y termo calefactores para así reducir gastos de electricidad. También la villa incluye composteras, centros de reciclaje y mecanismos para reutilizar las aguas grises. Así, cada casa puede almacenar 2 mil litros de agua, que sirven para regar y para prevención de incendios.

“Exactamente a un año de cumplido el aniversario de los incendios más catastróficos de nuestro país, nos enorgullece profundamente poder contarles nuestros logros a la fecha; la entrega de 300 casas completamente amobladas, un complejo educacional de primer nivel, la reforestación de 200 mil especies nativas, el trabajo con las comunidades, capacitación a emprendedores y la entrega de herramientas, entre muchos otros. Y nos hemos dado cuenta que gracias a la colaboración de nuestros socios, voluntarios y de la comunidad, los resultados logrados fueron completamente insospechados. Hace un año atrás nos propusimos una meta muy ambiciosa y con satisfacción podemos decir que la superamos con creces”, explica Nicolás Birrell, director ejecutivo de Desafío Levantemos Chile.

Proyecto uno a uno

Entrega de Casas: Hasta la fecha, la fundación ha hecho entrega de 240 casas completamente amobladas, de un total de 300 comprometidas. Cada casa tiene 50.55m2 y contiene dos dormitorios, un baño, una cocina independiente, living y comedor. Vienen completamente equipadas con cocina, refrigerador, muebles de cocina, microonda, hervidor, cuchillería, vasos, vajilla entre otros. También la pieza matrimonial viene con una cama dos plazas, veladores, lamparas y ropa de cama. La segunda pieza viene con dos camas de una plaza y también velador, cómoda y ropa de cama. Por último el living trae un sillón, alfombra, lámpara de pie, mesa de centro y laterales, mueble y un comedor con seis sillas

Complejo Educacional Santa Olga: actualmente el complejo está en proceso de construcción con un 40% de avance real, en un terreno de más de 5.500 metros cuadrados y con una inversión de $5MM. El liceo Enrique McIver pretende albergar 960 alumnos mientras que el jardín infantil Personitas a 96 niños. Además, a un año de la catástrofe se firma un convenio con Educación 2020 para intervenir las mallas curriculares y así brindar redes de tutoría a los profesores, mejorando la calidad de aprendizaje de los alumnos. Por último se construirá la escuela de Barranquilla en Papalillo y la escuela Mariano Egaña en San Javier, ambas quedadas después de los incendios de 2017.

Villa Sustentable Progreso de Papalillo: a sólo minutos de Santa Olga, la Fundación levantó la primera villa del país que constituye 27 casas completamente amobladas y sustentables. Cada una recibe energía de paneles solares y posee termo calefactores, junto a mejoras térmicas y un sistema para reutilizar las aguas grises, permitiendo almacenar 2 mil litros de aguas para regar y para prevención de incendios. Además la villa tiene alumbrado público que se abastece de energía solar. Esta nueva implementación permite que las familias de esta zona, que tienen un ingreso familiar de 450 mil pesos, puedan tener un 14% de ahorro en sus cuentas de luz y así llegar a ahorrar más de 62 mil pesos.

Reforestación: junto a la fundación Núcleo Nativo, un grupo de habitantes de Santa Olga y de sus alrededores fueron instruidos en técnicas de arborización y reforestación, con la meta de plantar 200 mil especies nativas en cinco temporadas. En términos sociales, esta tarea permite transferencia de conocimiento y empoderamiento en los pobladores para apropiarse del proyecto y ser capaces de administrarlo como negocio en el futuro.

Capacitación a emprendedores, entrega de herramientas y kioscos para almaceneros: Durante todo el año, el área de Emprendimiento de la Fundación ha ayudado a levantar integralmente a las comunidades. Gracias al curso “Levantando Mi Negocio”, se capacitó a 113 emprendedores para fortalecer y recuperar su fuente laboral, lo que se vio materializado en la entrega de 20 kioskos para almaceneros que perdieron su lugar de trabajo. El curso contempló 5 módulos de 12 horas cada uno, durante 5 semanas. Además, se les hizo entrega de 44 herramientas para darles el puntapié inicial y así poder volver a su lugar de trabajo lo antes posible.

Canchas y plazas: En busca de incentivar tiempos recreativos entre los habitantes de la zona, se construyeron dos canchas de fútbol (una en la villa Progreso de Papalillo y en Empedrado), y una plaza de juegos en Las Corrientes.

DCIM100MEDIADJI_0040.JPG

Revisa aquí nuestro libro “La Magia Existe” en donde podrás encontrar un resumen de todos nuestros proyectos además de la cuenta pública con todo los gastos que estuvieron involucrados.

X
nfl jerseys cheap