Inauguración Escuela de Barraza

  • 40 alumnos y 12 docentes de Enseñanza Básica son los beneficiados con la inauguración de la biblioteca y la sala de extensión de la Escuela San Antonio de la Villa.
  • 43 millones de pesos fue el costo de la reconstrucción de las dependencias de la escuela.
  • La construcción de los espacios fue hecha en tecnología de impresión 3D siendo la primera estructura de este tipo en Sudamérica.

El miércoles 16 de septiembre de 2015 la naturaleza nuevamente sorprendió a Chile: un terremoto 8.4 azotó el país, dejando a miles de personas damnificadas y la mayor parte de la zona norte del país destruida. Los alumnos entre 6 y 14 añosde la Escuela  San Antonio de la Villa, ubicada en la localidad de Barraza, Región de Coquimbo; recuerdan ese momento con tristeza. Ese día producto del gran movimiento telúrico su escuela fue completamente destruida y con ella el sueño, la esperanza y la alegría de avanzar hacia un futuro mejor.

Desde el momento de la tragedia, Desafío Levantemos Chile se propuso ayudar y trabajar en aquellos lugares donde el auxilio producto de la nula visibilidad mediática no llegaba. Fue ahí cuando decidieron unir fuerzas y comenzar a gestionar la pronta rehabilitación de la Escuela de Barraza. Así, el Área de Educación de la Fundación junto a la colaboración de Agrosuper e Instore, comenzaron con la restauración del recinto.

En un principio, la reconstrucción del lugar fue más ambiciosa, pues la idea de darles a los niños una educación de calidad era más fuerte que los recursos disponibles. Sin embargo, el proyecto tuvo que ser reformulado, por lo que en marzo de 2016producto de la presión del inicio del año escolar comenzaron arduamente los trabajos.

A menos de un año del terremoto, en una ceremonia emotiva y sencilla pero a la vez colmada de demostraciones; el jueves 07 de julio se inauguró la biblioteca y la sala de extensión de la Escuela San Antonio de la Villa. La primera, cuenta con estanterías y un espacio amplio donde leer; mientras que la segunda quizás el aporte mayor de esta reconstrucción forma parte del PIE (Programa de Integración Escolar). Este es un lugar donde los alumnos con necesidades educativas que van desde la hiperactividad hasta niños con síndrome de down podrán desarrollar de mejor forma sus capacidades y tener así una educación especial y dirigida.

“Le agradecemos profundamente a DLCH por este logro. Fue un desafío muy lindo que se propusieron desde el terremoto y que tomaron como algo propio porque nunca nos dejaron lado. Para nosotros esto es un sueño. Nunca habíamos tenido una biblioteca ni menos una sala de integración. Ahora los niños van a poder estar tranquilos y los materiales que tenemos para trabajar, los vamos a poder usar en esas salas”, dice Sara Iriarte, profesora de educación diferencial y directora subrogante.

La ceremonia comenzó con el himno nacional mientras dos niños izaban la bandera. Luego, las palabras de reconocimiento de la hija del director Daniela Castillo quien producto de problemas personales no pudo participar de la inauguración. Después, el equipo completo de DLCH también expresó sus  agradecimientos; al igual que el alcalde de BarrazaClaudio Rentería y una presentación artística de las alumnas.

“Es una alegría inmensa poder volver a levantar el hogar de estos niños y de estas familias, sobre todo en lo que implica una escuela de generaciones. Aquí están los hijos de los primeros alumnos que tuvo la escuela de Barraza. Volverlos a levantar y darles una manito para que sigan adelante es una emoción enorme”, dice Marcela Gutiérrez, líder del área de Educación de DLCH.

Cabe destacar que el equipo de A Mí Sí Me Importa de DLCH, aprovechó esta oportunidad para entregarles a los 40 alumnos de la escuela un kit escolar. A la ocasión también asistieron concejales, representantes de la sociedad civil y apoderados, quienes emocionados no sólo agradecieron la labor de la fundación sino que también el acompañamiento permanente de los voluntarios de la fundación.

“Esto es lo que nos enriquece día a día, hacer un trabajo eficiente que va en claro beneficio de quienes más lo necesitan. Eso es Desafío Levantemos Chile y por eso cada inauguración nos deja emocionados porque es justamente la alegría de la comunidad la que nos mueve y nos impulsa a trabajar día a día”, comenta Nicolás Birrell, director Ejecutivo de Desafío Levantemos Chile.